Pino insistirá con el pedido de Leasing para que Ushuaia tenga su propia Planta de Asfalto

Así lo anticipó el concejal justicialista en vistas del tratamiento en segunda lectura que tendrá el proyecto remitido por el Ejecutivo Municipal para adquirir maquinaria vial. Pino confía en que se darán los consensos necesario s para aprobar el proyecto con los dos tercios de los votos afirmativos. «Capitalizar al Estado con maquinaria y herramientas permiten que pueda hacer mucho más para mejorar los barrios de nuestra ciudad», sostuvo.

El concejal Juan Carlos Pino (PJ-FpV) anticipó que insistirá con la aprobación del proyecto de ordenanza que le permitirá a la Municipalidad de Ushuaia tener su propia planta de asfalto.

El asunto, que ya pasó por audiencia pública, espera ser tratado en la sexta sesión ordinaria prevista para este miércoles.

«Vamos a insistir hasta agotar las instancias para lograr mayoría agravada para que la ciudad tenga su planta de asfalto», sostuvo Pino. Esto significa que el proyecto necesita votos afirmativos de cinco de los siete concejales. Así lo establece la Carta Orgánica Municipal para proyectos vinculados a la toma de préstamos por parte del Ejecutivo Municipal.

«Capitalizar al Estado con maquinaria y herramientas permiten que pueda hacer mucho más», afirmó el edil y reconoció que contar con una planta de asfalto propia redundará en «un ahorro para el Estado municipal» que actualmente depende de las únicas dos empresas privadas que se dedican a pavimentar calles y está sujeto a los costos que las mismas impongan.

«Estamos sumamente consustanciados con este proyecto porque entendemos que es un ahorro para la ciudad. Hoy nosotros apuntamos a abaratar los costos con lo que significa una planta propia que va a quedar para siempre, venga el intendente que venga va a quedar para la ciudad y para los vecinos y vecinas», remarcó.

Consideró que «la adquisición de la planta de asfalto permitiría agilizar la pavimentación en las urbanizaciones más grandes de la ciudad como son el Río Pipo, donde viven 5400 familias, y el Valle de Andorra donde hay alrededor de 3800 familias».

Pino fue consultado sobre la búsqueda de acuerdo con sus pares para lograr los cinco votos. «Yo confío plenamente en los concejales Ricardo Garramuño y Juan Manuel Romano y en la concejala Mariana Oviedo. Hemos tenido discusiones de distintas características, que involucraron temas de transporte, taxis, colectivos; hemos discutido infinidad de cosa y hemos salido adelante y hemos logrado los consensos para mejorar la ciudad», manifestó.

«No creo que ellos no quieran una planta de asfalto en la ciudad —resaltó —. Confío plenamente en que los concejales van a priorizar la necesidad de la ciudad. Confío plenamente en que podamos lograr los consensos y que la cuidad pueda tener una planta de asfalto».

A %d blogueros les gusta esto: